lunes, 30 de mayo de 2016

Los pechos grandes están de moda

Siempre ha sido algo bastante atractivo, pero parece que ultimamente está más de moda que nunca. Uno de los datos curiosos es el aumento descomunal de mujeres que pasan por el quirófano para operarse y de esa forma aumentar el tamaño de sus pechos.

Muchos achacan estos problemas al efecto de la televisión, internet y revistas, pero el realidad es algo que la mujer asocia a belleza y es normal que cuando uno ve videos porno por ejemplo todas las chicas tienen unos pechos enormes.

Otro dato curioso es que la mayoría de mujeres maduras tienen unas tetas más grandes que las jovencitas, lo cual llama la atención ya que las chicas más jóvenes siempre han sido el modelo perfecto de belleza en detrimento de las mujeres maduras.

Estos y otros datos los analizaremos en breve en nuestro siguiente post.

La web para la gente que le gusta las tetas grandes

Cuando nos referimos a tetas grandes por supuesto nos estamos refiriendo a tetas de gran tamaño de mujeres... aunque obviamente algunos hombres tambien las tienen enormes, pero no es lo que a nosotros nos llama la atención.

Podemos ver una cantidad de páginas web dedicadas a las tetas grandes, pero solo algunas realmente buenas como aqui que ofrecen un material decente para disfrutar de las vistas.

Y es que una de las cosas más atractivas que tienen las mujeres son las tetas sin lugar a dudas, y aunque los tíos nos solemos fijar tambien en los culos por ejemplo, las tetas siempre han sido y serán las reinas en el aspecto físico de una mujer...

Cuando una mujer tiene unas tetas mucho más grandes de lo habitual solemos hablar de mujeres tetonas, y con esto ya nos referimos exactamente a un tamaño practicamente descomunal de los senos femeninos.


En ocasiones ciertas mujeres con tetas enormes pueden llegar a tener graves problemas de espalda, eso es debido a que deben sostener grandes pesos durante todo el día. Otro de los problemas más frecuentes en las tetonas viene de actividades tan cotidianas como tumbarse boca abajo, correr o simplemente encontrar ropa adecuada dadas las circunstancias.